Dedicarnos a la artesanía en vidrio y al upcycling es para nosotros una manera de contribuir a un mundo más sostenible. Pero, más allá de la forma en la que nos ganamos la vida, queremos mostrarte que en Lucirmás la sostenibilidad es parte de nuestra manera de ser. Esta es una de las razones por las que hace ya hace dos años decidimos apoyar una iniciativa solidaria con un porcentaje de nuestros beneficios. ¿Quieres saber cuál? Sigue leyendo:

El compromiso de Lucía con Kiva y los pequeños emprendedores

Lucía Bruni, fundadora de Lucirmás, decidió en 2013 que quería hacer una contribución solidaria a título personal con sus ganancias como artesana del vidrio contribuyendo con el 5% de las ganancias que consiguiera con sus productos a través de su tienda online. Una vez decidido este punto, comenzó a investigar sobre cómo podía ayudar con su dinero y descubrió Kiva, una plataforma de microcréditos donde varias personas pueden ayudar a financiar proyectos emprendedores en países en vías de desarrollo. Siendo ella emprendedora, la mejor manera de ayudar a otras personas era ayudarles a montar sus propios negocios que les ayudaran a prosperar. “Entiendo perfectamente lo que cuesta empezar un negocio por ti misma, así que me pareció la mejor manera de ayudar”.

Estos microcréditos se destinan a personas que lo necesitan en África y no tienen acceso a préstamos bancarios. Mayormente se trata de mujeres, que son las encargadas de mantener a sus familias y, gracias a estos pequeños préstamos, consiguen la financiación para poder crear un pequeño negocio con el que salir adelante, devolver el dinero prestado y mejorar sustancialmente su calidad de vida y la de su familia.

lucirmás proyecto solidario microcréditos

A Lucía, siendo artesana del vidrio, le hubiera gustado poder destinar dinero a microcréditos relacionados con artesanía, pero como no encontró, decidió destinarlos a dos proyectos relacionados con la agricultura y la venta de comida, que no dejan de ser personas que trabajan la tierra con sus manos y que empiezan pequeños proyectos como fue en sus comienzos Lucirmás.

artesanía en vidrio lucirmás proyecto solidario

El primero de los microcréditos, que ya ha sido pagado y totalmente devuelto, fue para Aissa Kane, una madre de familia de 37 años que vive en Segú, una de las ciudades más grandes de Mali. Aissa vive con sus padres y su familia y, para subsistir, empezó un pequeño negocio de venta de patatas, ropa y especias con la ayuda de los microcréditos.Gracias a ellos, ha ido ampliando su catálogo de venta. Este ya es su octavo préstamo, que iba dirigido a comprar 30 sacos de patatas para vender. Gracias a su esfuerzo, ha conseguido no solo pagar sus préstamos, sino que su negocio crezca y ya poder hacerse cargo de su madre y su hijo por ella misma con los 100.000 CFAF que gana al mes (unos 150€). Su sueño sería poder tener una casa propia. ¡Esperamos que lo consiga!

microcrédito lucirmás artesanía en vidrio proyecto solidario

El segundo de los microcréditos, que ya se pagó y se está devolviendo, es para el grupo de Kenga, un agricultor Keniano de 57 años, cuya profesión es muy difícil de llevar a cabo porque en la zona en que vive no llueve apenas. Hace un tiempo le contactó Komaza, una asociación que se dedica a formar granjeros y ayudarles a desarrollar plantaciones en zonas poco fértiles. El préstamo servirá para comprar semillas y un sistema de riego con el que plantar eucaliptos, plantación que no solo les dará beneficios sino que creará un bonito paisaje alrededor de la granja, en la que Kenga quiere invertir lo que gane para crear un pequeño negocio lácteo que le dé los recursos para que sus hijos puedan ir al colegio.

Para que veas cómo es la labor que hace Komaza, te la enseñamos en este vídeo:

Una de las mejores maneras para ser sostenible es ayudar a mejorar a aquellos que no tienen medios y hacer que todos tengamos acceso a los recursos que necesitamos, favoreciendo por tanto el equilibrio y la sostenibilidad del planeta. Por ello, por cada compra que realice algún usuario a través de nuestra página web, destinaremos un 5% a estos microcréditos con lo que, si compras un producto de Lucirmás, estarás contribuyendo indirectamente a ayudar a estos proyectos. ¿Te animas a colaborar?